El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19

El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19

5 mayo, 2020 | Antonio Beltrán


El euríbor empleado para el cálculo de las hipotecas a interés variable, es decir, el euríbor que se calcula con la media aritmética de los valores diarios de este índice a doce meses, está experimentando una tendencia alcista desde mediados de marzo que lo lleva a situarse actualmente en valores cercanos a los de hace un año.

El euríbor comenzó su carrera alcista a partir del 13 de marzo de 2020,  fecha coincidente con el inicio de la crisis del coronavirus con toda su impactante crudeza.

Incluso, en abril, algunos de los valores diarios del índice a doce meses se han acercado peligrosamente al cero. A pesar de la senda alcista, el euríbor sigue en un terreno situado por debajo del cero, donde se encuentra instalado desde hace más de cuatro años. Concretamente, fue en febrero de 2016 cuando por primera vez cerró un mes en negativo, con el valor de -0,008 %.

Mínimo y máximo históricos del euríbor

Desde su primera incursión por debajo del 0, el euríbor fue agudizando todavía más su caída, hasta que en agosto de 2019 consiguió su mínimo histórico: el – 0,356 %. Un dato que contrasta muy significativamente con su máximo histórico de julio de 2008, cuando llegó a un valor de 5,393 %.

Desde octubre de 2008 hasta la actualidad el euríbor ha beneficiado a muchos ciudadanos con hipotecas a interés variable, que han visto cómo sus cuotas mensuales se han abaratado extraordinariamente. Más de una larga década de alegrías para muchos hipotecados.

Euríbor actual

Sin embargo, la irrupción del Covid-19 como pandemia ha impulsado al alza los valores del índice hipotecario. En abril se situó en un valor del -0,108 %, superior al de un año atrás, cuando lo hizo en un -0,112%. Las consecuencias son el encarecimiento de las hipotecas que se revisen con el dato de abril.

La subida de la cuota mensual se producirá si las revisiones de las hipotecas son trimestrales, semestrales o anuales, ya que el índice actual es ligeramente superior al de hace tres, seis o doce meses. No obstante, la subida en las cuotas de las hipotecas será más bien anecdótica: muy pequeña, de escasa importancia.

Nos encontramos con una pandemia que ya tiene, y seguirá teniendo, unos impactos negativos de gran envergadura sobre la economía internacional. Las consecuencias económicas son inconmensurables, imposibles de medir o de valorar en la actualidad.

Nos movemos en el terreno de lo desconocido, lo cual genera gran desasosiego y desconfianza, y no hay nada peor para la economía que la falta de confianza.

No existen protocolos claros de actuación y los gobiernos se ven obligados a tomar decisiones en el terreno de la incertidumbre y de la inseguridad, pues no saben con certeza si las medidas adoptadas para afrontar la pandemia y la crisis económica tendrán los efectos deseados.

Medidas del Banco Central Europeo

Las medidas del Banco Central Europeo (BCE) van a ser muy voluminosas, con un programa estrella de 750.000 millones de euros destinados a la compra de deuda pública y privada.

También se barajó la posibilidad de bajar los tipos de interés, aunque se ha ido disipando con el paso de las semanas. Esta expectativa frustrada puede ser una de las razones que ayudan al euríbor a mostrar actualmente una senda alcista.

Pero las causas principales de las subidas recientes del índice las debemos buscar en el hecho de que las medidas del BCE están afectando al mercado interbancario.

Aunque estas medidas van a ser muy positivas y fundamentales para que los países de la Eurozona puedan afrontar las catastróficas consecuencias económicas de la pandemia y recuperarse de ellas, la mayor liquidez en manos de las entidades que han traído los estímulos del BCE ha disminuido la demanda en el mercado interbancario, y ello ha supuesto un alza de los valores del euríbor.

Previsión para 2020 y 2021

Las expectativas de que el euríbor continúe subiendo no van más allá del corto plazo. Tal vez siga mostrando valores diarios cada vez más cercanos al 0% durante el mes de mayo, pero todo apunta a que la actual senda alcista es completamente coyuntural.

Mientras el Banco Central Europeo (BCE) no cambie su política monetaria y empiece a subir los tipos de interés, situados actualmente en el 0 %, el euríbor no iniciará una remontada real. Además, con las actuales expectativas de fuerte crisis económica en el corto y medio plazo provocada por la pandemia, el confinamiento de la población y la consiguiente paralización de la economía, la opción de subir tipos se vislumbra todavía más lejana en el tiempo.

En caso de que en los próximos años se vuelva a una etapa de expansión económica, el BCE no subirá los tipos de interés bruscamente, sino de una forma paulatina y muy comedida, por lo que la subida del euríbor, caso de llegar a producirse, será también lenta y muy gradual, y por tanto fácilmente asumible por las familias y los ciudadanos con hipoteca.

Todo parece indicar que la previsión del euríbor seguirá siendo la que realiza el Departamento de Análisis de Bankinter, que establece unos márgenes de evolución para el índice de entre el -0,27 % y el -0,17 % para 2020, y del -0,15 % al -0,05 % para 2021.

 




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19
El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19
El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19
El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19
El euríbor en abril de 2020 sigue una tendencia alcista impulsada por el Covid-19