¿Es mejor adelantar el plazo o bajar la cuota?

26 abril, 2023 | Alba Tebar

La gran mayoría de mortales, cuando compramos una casa, firmamos a la vez el préstamo hipotecario correspondiente con el banco. A través de él, iremos devolviendo poco a poco el precio de la vivienda, ya que las cantidades son tan elevadas que resulta prácticamente imposible pagarla sin la necesidad de contar con la ayuda de un crédito bancario.

Sin embargo, puede ser que, si más adelante tu situación económica cambia, quieras adelantar el plazo o la cuota de tu hipoteca, para así acabar de pagar antes la hipoteca o poder pagar las cuotas de forma más cómoda. Así pues, llegados a este punto, mucha gente se pregunta si les sale más a cuenta adelantar el plazo o bajar la cuota de su préstamo hipotecario. Vamos a analizar qué opciones tienes y qué te conviene más.

Antes de nada, vale la pena destacar aquello que siempre defendemos desde Hipotecasplus: que cada persona y situación es un mundo. De este modo, lo que puede ser recomendable para una persona, quizás no lo sea para otra. Por lo tanto, habría que analizar con detalle cada caso, estudiando sus particularidades, y a partir de aquí podremos entender qué te conviene más según tus necesidades: si rebajar plazo de amortización o rebajar la cuota pero mantener el plazo de amortización.

Nosotros somos brokers hipotecarios expertos en este sector, y es que llevamos muchos años trabajando codo con codo con los bancos y clientes para encontrar las ofertas hipotecarias que más te convienen, según tus preferencias y necesidades. En este sentido, podemos estudiar tu perfil con detenimiento para decirte qué opción te convendría más tomar, en función de tu situación económica y laboral.

Sea como sea, es interesante tener en cuenta una serie de factores a la hora de decidir qué hacer. En caso que decidas amortizar el capital de una hipoteca, el banco te ofrecerá la posibilidad de disminuir el importe de las cuotas o de acortar el plazo, y debes de estar preparado para dar una respuesta que se adecue a tus necesidades e intereses.

¿Qué implica amortizar tu hipoteca de forma anticipada?

Cuando hablamos de hacer una amortización anticipada, hablamos de negociar de nuevo con tu banco los plazos y/o las cuotas a pagar en concepto de préstamo hipotecario. En esta línea, puedes hacer una amortización anticipada parcial (implica devolver anticipadamente parte de la deuda que tengas pendiente) o una amortización anticipada total (significa pagar a tu entidad bancaria todo lo que te quedaría por pagar de hipoteca).

En el caso de las amortizaciones parciales, que suelen ser las más habituales, el banco te ofrecerá dos opciones: reducir cuota o adelantar plazo. Vamos a explorar las ventajas e inconvenientes de cada una de estas opciones, porque, aunque ambas te ofrecen la posibilidad de ahorrar en intereses, cada una es adecuada para un contexto distinto.

Bajar la cuota

Si lo que quieres es poder afrontar las cuotas hipotecarias de forma más desahogada y con más comodidad, lo mejor sería que te decantaras por reducir el importe de la cuota (la cual incluye tanto capital con intereses).

En pocas palabras, esta opción es recomendable si estás pasando por un momento de apuro económico, ya que te dará cierto margen para respirar con mayor tranquilidad. Eso sí, recuerda que, si eliges esta opción, no reducirás la cuota y seguirás pagando la misma cantidad durante el resto de plazo de amortización.

Adelantar el plazo 

Por otro lado, si lo que te interesa es reducir los intereses y aumentar tu nivel de ahorro, la mejor opción será reducir el plazo de tu hipoteca. ¿Por qué? Muy simple: se generarán intereses durante menos tiempo, lo que hará que el total a pagar por este concepto disminuya. Además, al amortizar parte del préstamo, reducirás los intereses totales que te queden por pagar.

Es por este motivo que se dice que, si quieres ahorrar más, es preferible adelantar el plazo de amortización que bajar la cuota, ya que solo de este modo te ahorrarás una cantidad importante de dinero en materia de intereses.

Ahora bien, elijas la opción que elijas, deberás seguir un procedimiento determinado para conseguir esta amortización con el banco. Lo mejor será que cuentes con la ayuda de un broker hipotecario como Hipotecasplus, ya que nosotros podremos negociar con tu entidad bancaria directamente para conseguir tus objetivos y proporcionarte una amortización que te beneficie económicamente.

Lo cierto es que hay unos factores que determinan directamente las posibilidades que tienes de que te acepten una amortización:

  • Los años que te quedan para finalizar el pago de tu hipoteca. La clave reside en saber que, cuanto antes puedas amortizar tu hipoteca, más intereses te ahorrarás.
  • Las comisiones que puede aplicar el banco en relación con la amortización anticipada. En las hipotecas a tipo de interés variable, existe, por un lado, la comisión por desistimiento, que está limitada por ley al 0’25% durante los 3 primeros años del préstamo, y al 0’15% si amortizas hasta los 5º año . Por otro lado, en las hipotecas a tipo de interés fijo, tenemos la comisión por compensación de riesgo de tipo de interés, que va desde el 2% durante los 10 primeros años y el 1,50 % de los años en adelante siempre y cuando el banco demuestre que ha perdido dinero a raíz de la amortización anticipada.
  • El tipo de hipoteca que tengas: variable, fija o mixta
  • Los valores del euríbor en el momento de formalizar la amortización (en caso de tener una hipoteca a tipo variable). En este aspecto, lo que debes de saber es que, cuanto mayor sea el valor del euríbor, mayores serán los intereses que tendrás que pagar a tu banco.

De todos modos, recuerda que puedes consultar con nuestro equipo cualquier duda que tengas sobre la amortización de tu hipoteca y las opciones que más te pueden beneficiar. Así que no te lo pienses más y contacta con nosotros, te atenderemos sin obligarte a contraer con nosotros ningún tipo de compromiso. Sea como sea, ¡estaremos encantados de poderte ayudar!